fbpx

De dos distintas partes he escuchado este mensaje y que básicamente es lo mismo.

  • conócete a ti mismo (griego: γνῶθι σεαυτόν), que puede ser leído en la siguiente liga en wikipedia.
  • Aquel guerrero que se conquista a sí mismo, es el mas grande guerrero.

Esta ultima es mi favorita, ya que habla del control de uno mismo, cosas que han estado muy de moda actualmente con los cursos de inteligencia emocional, programación y descodificación y los avances psiquiátricos, entre otras cosas.

No es algo que este mal, ya que este tipo de estudios nos ha llevado a conocernos más, pero y como siempre hay un pero, es a un nivel físico y mental, no a otro nivel donde aun estamos mas en pañales, quizás no hemos nacido para el universo y su grandeza.

¿Pero cómo llego a conocerme?

Es un camino que es distinto para todos, no hay una forma de llegar a el cruzando la misma vereda.

No hay un manual, quizás directrices de como hacerlo, pues como tal «el instructivo» no existe.

Fuimos traídos a esta dimensión para llevar ese camino, hemos decidido pasar por este nivel evolutivo para probar que merecemos pasar al siguiente grado.

Tal nivel de perfección si ha sido concretado por «mortales«, podemos citar a Civilizaciones mesoamericanas y americanas, filósofos chinos, pensadores  y filósofos griegos, ejemplo seria el contemporáneo mas conocido Mahatma Gandhi, claro esta entre muchos otros.

Algunos probablemente no lleguen a la iluminación pero son Elegidos para hacer cambios en este mundo.

¿Conocerse a uno mismo? 

Es llegar a un punto de iluminación espiritual que te sea posible dar con las respuestas de tu ser, ya sea físico, o espiritual. Eso se consigue con años (o vidas si así lo crees) de profunda meditación, introspección y estudio, antes era común que estos que llegaron a este nivel abandonaran sus vidas y pertenencias terrenales, la biblia y muchos libros religiosos dan testimonio de eso, pero en estos tiempos es difícil tal acción.
Pero es necesario si un abandonar, en primer lugar del condicionamiento físico, donde damos mas importancia a las pertenencias terrenales que a nuestro liberación espiritual, acto seguido de esta desprendimiento físico continua la apertura de la mente, tanto de conocimientos como de espiritualidad, donde lo segundo se convertirá en el tercer y mas importante asunto, ya sea que se intente llegar a el por medio de una religión (cosa que veo difícil por lo cerrados de algunos dogmas, claro esta que no significa que sean malas, al contrario son el camino necesario) o por cuenta propia, la iluminación llega para dominar ese ego y miedo a la elevación cósmica.

Entonces ¿cómo lo hago? porque no entendí.

Vuelvo a repetir, no hay un mapa, hay muchos caminos pero la meta es la misma, la iluminación y perfección de tu ser, no hablo solo de tu persona física, también de tu ser espiritual que conlleva a la unión perfecta con el alma.

Pero si es necesario contar con honestidad, tenacidad, lealtad y sobre todo AMOR, amor a uno mismo, amor al prójimo, a cualquier ser vivo en el mundo, al planeta y al universo entero.

Entonces, debemos ser rectos con nuestros pensamientos y actos, congruentes con nuestras acciones y pacientes a lo que el universo nos hará llegar una vez que decidamos tomar ese rumbo, todo esto sin abandonar su actividad actual, entrar a una revolución o cualquier movimiento filosófico o religioso.

Porque necesitas primero hacer la revolución en tu ser, tu mente y tu espíritu, liberarte de las cadenas de este mundo terrenal para comulgar con el cosmos y todas las criaturas que han llegado a ese nivel evolutivo.

El llegar a ser santos, no quiere decir que ya lo seas (paradoja), porque sino para que recorrer el camino, esa es la verdadera tarea y me refiero a que el premio final no es la santidad, sino obtener los beneficios del universo llegando a la divinidad, a la iluminación.

Cabe decir, que no estoy comparando al ser humano con Dios o el Gran Espíritu, pero si algo nos ha enseñado es que somos a su imagen y semejanza, y creanme no hablo de este cuerpo, hablo de la chispa eterna que vive en nosotros y nos hace ser parte de él. Cuando vemos imágenes de santos, elevados o iluminados todos son representados con una mirada de serenidad, sin prisas y con luz alrededor de sus cabezas, no hay prisas porque en los ámbitos del cosmos el tiempo no existe, no existe la materia y realmente no existimos nosotros.

Paradoja final

Es difícil dar consejos de como llegar a tal destino, ya que aun estoy en el camino, pero siento ese ímpetu de transmitir y compartir el camino. No se cuanto tiempo lleve en este sendero pero voy por buen camino. No se sus problemas físicos o mentales, ya que esa carga emocional pesa mucho en el camino a la iluminación, «el abandonar todo y seguir a tu señor» no se refería completamente a las cosas materiales, también mentales e ideológicas, ya que esas no tiene cabida con el Gran Espíritu.

Conquístate y obtén un premio mayor que la vida, la eternidad…

 

 

Categories:

Tags:

No responses yet

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: